Skip links

El consumo de vino en España sigue sin repuntar

El consumo aparente de vino en España, calculado a través de las diferencias netas entre los datos de entradas y salidas de vino que proporciona el Infovi, se mantiene, por décimo mes consecutivo (desde noviembre de 2022), en un volumen interanual del entorno de los 9,6 millones de hectolitros.

 

 

Esa cifra parece ser el “suelo” de consumo que se va consolidando en nuestro país en esta “nueva normalidad”, fruto de la postpandemia y la presente coyuntura socioeconómica.

Según los datos del último informe económico de mercado de la Organización Interprofesional del Vino de España (OIVE), 9.629.478 hectolitros es la estimación de consumo nacional de vino en el interanual a agosto 2023, supone una reducción de 551.324 hectolitros respecto al TAM de agosto 2022. O lo que es lo mismo, un retroceso del 5,4% en un año.

Respecto al mes anterior (TAM julio 2023), la reducción es mínima, con una merma en los volúmenes de apenas el 0,07%, mostrando, como decimos una creciente consolidación de la cifra. Alejada del máximo reciente (TAM febrero de 2020), en el que se alcanzó un consumo en nuestro país de 11,09 Mhl. Tras la pandemia de Covid, el consumo cayó a mínimos (8,8 Mhl en febrero de 2021); y se recuperó hasta los 10,63 Mhl (febrero 2022), para ir descendiendo progresivamente hasta el entorno de los 9,6 Mhl en el que se mueve actualmente.

En el acumulado interanual a agosto de 2023, de los 9,63 millones de hectolitros consumidos aparentemente en España, la inmensa mayoría se registra como consumo de vino envasado (8,88 millones de hl), con un retroceso respecto al volumen de un año antes del 5,1%. Por su parte, se contabilizan 0,76 millones de hectolitros de vino consumido a granel, con un descenso más acusado (-8,8%).

Por colores, 5,5 Mhl corresponden a vino tinto/rosado (con una merma del 3%); mientras que el blanco se deja en un año el 8,4% del volumen consumido y queda en 4,13 millones de hectolitros.

En términos de consumo per cápita, con estos datos, se estima que cada español consume en un año 19,92 litros, o lo que es lo mismo, 26,5 botellas convencionales en 12 meses (2,2 botellas al mes). Supone un 6,5% de retroceso en términos interanuales.

Por canales

Para poder conocer la distribución del consumo de vino en nuestro país, acudimos a los datos de Nielsen IQ que cita el Observatorio Español del Mercado del Vino (OEMV), referidos al interanual a julio de 2023. Según esta fuente, las ventas totales de vino en Alimentación y Hostelería disminuyeron en el TAM Jun-Jul 2023 un -1,7% en volumen, aunque aumentaron un +5,5% en valor. En cifras absolutas, Nielsen IQ sitúa el consumo de vino en el conjunto de estos dos canales en 6,22 millones de hectolitros y en 3.053 millones de euros, con un precio medio que subió un +7,4% hasta los 4,91 €/litro (+34 céntimos respecto al TAM Jun-Jul ’22). Las ventas cayeron en -0,11 millones de hectolitros, pero crecieron en casi 160 millones de euros.

En desglose, el canal Alimentación asumiría 4,06 Mhl (-4,2%); mientras que el canal Horeca quedaría en 2,16 millones de hectolitros, con una ligera recuperación del 3,2%.

El “ignoto” y no auditado “tercer canal”:

La diferencia entre los datos de consumo total (Infovi) y los reflejados para Alimentación y Hostelería (Nielsen IQ) correspondería a un “tercer canal” del que no se disponen datos y que, en principio, contabilizaría las ventas de vino en vinotecas, clubs de vinos, portales on-line, ventas directas de bodegas, auto consumo… Y, seguramente, parte del consumo que se realiza en Horeca.

Este canal “ignoto” es, no obstante, el tercero en importancia, con 3,42 millones de hectolitros (-14,2% respecto al TAM de julio 2023).

 

FUENTE: SEVI.NET

Deja un comentario